El Manejo Pre-Hospitalario y Transporte de Pacientes Sospechosos de Ébola del Sescam

El Manejo Pre-Hospitalario y Transporte de Pacientes Sospechosos de Ébola del Sescam

 

[cml_media_alt id='4543']ambulancia_ebola[/cml_media_alt]

 

El Sescam, Servicio de Salud de Castilla- La Mancha, ha establecido el protocolo de Manejo Pre-Hospitalario y Transporte de Pacientes Sospechosos de Enfermedad por Virus Ébola.

El Sescam ha difundido su protocolo, en el cual el cuadro de fiebre marcado es cuando se superan los 38ºC para considerar sospechoso a un paciente; mientras en la Comunidad de Madrid es de 38,6ºC y el de la Organización Mundial de la Salud es 38,3ºC.

El protocolo exige que desde que se sospeche de estar ante la enfermedad tanto el personal sanitario como el de transporte deben adoptar medidas de protección personal, con la colocación del equipo de protección individual. El personal sanitario y el de transporte deben ser avisados de que acuden a un posible caso de EVE así como el centro de destino para preparar el ingreso del paciente.

El equipo consta de guantes de nitrilo (dos pares, uno encima del otro), una mascarilla FFP2 (cuenta con un 92% de eficacia de filtración mínima frente a un 8% de fuga máxima), traje de protección desechable (impermeable, de manga larga y que cubra los pies), calzado impermeable o calzas y protección ocular.

Si se realizan técnicas invasivas (intubar) o se usan aerosoles, deberán colocarse inmediatamente una mascarilla FFP3 (cuenta con un 98% de eficacia de filtración mínima frente a un 2% de fuga máxima).

Para el traslado del paciente son necesarias precauciones de contacto y transmisión aérea. Se colocará al enfermo una mascarilla quirúrgica. La oxigenoterapia, si es necesaria, será preferentemente por catéter nasal. Los elementos desechables del enfermo se colocarán en una bolsa de recogida. No deben tomarse muestra de fluidos corporales fuera del hospital.

Las ambulancias que se deben utilizar son las de Soporte Vital Básico o Soporte Vital Avanzado, evitando siempre las ambulancias colectivas, en las que no están separadas la cabina de conducción de la zona asistencial. Está prohibida la presencia de familiares en la ambulancia y recomiendan evitar la presencia de personal en formación.

Tras el traslado del enfermo, se limpiará y desinfectará la ambulancia y materiales. El personal de limpieza deberá ir equipado con un Equipo de Protección Individual (EPI).

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*