Los 9 puntos principales de la TRIAGE

Los 9 puntos principales de la TRIAGE

 

La Triage utilizada en emergencias y desastres para la clasificación de los pacientes, se basa en las prioridades de atención, las necesidades terapéuticas y los recursos disponibles.

¿Pero qué es la Triage? Su significado viene del francés, pues en ese idioma quiere decir clasificación. Esta terminología se presta muy bien a las necesidades de una sala de emergencias de clínicas y hospitales.
Originalmente, su uso se ligaba más a situaciones de catástrofes pues, había sido aplicada a la medicina militar en el pasado. Este concepto adaptado actualmente a las salas de emergencias se refiere a un método de selección y clasificación de los pacientes en base a sus requerimientos terapéuticos y a los recursos a disposición.
Este enfoque reviste una gran importancia debido a las situaciones y sentimientos que se viven ante una urgencia. Normalmente, los usuarios de estos servicios denotan insatisfacción, por motivos como la falta de eficiencia y largos tiempos de espera.
Sucede también que, muchas veces por falta de información o cultura, e incluso por comodidad, situaciones que podrían ser atendidas por otras unidades se dirigen a las emergencias. En este modo, nos encontramos salas de emergencias llenas de gente, con pacientes graves y otros que podrían perfectamente ser vistos por otras estructuras.
Con la Triage se busca dar respuesta a estas ineficiencias; pues, con ella se puede Identificar al paciente en estado crítico y brindarle atención según el nivel de prioridad, la naturaleza del padecimiento y los recursos disponibles, los cuales están diseñados con base en criterios clínicos.
En general, con la adopción de estos criterios, se persiguen los siguientes objetivos:
Una mejor organización, que permita asegurar con precisión una valoración rápida y ordenada de todos los pacientes a su llegada a la Sala de Urgencias. identificar y dar prioridad a los casos grave que requieren una atención médica inmediata, así como asignar el área de tratamiento adecuada.
Capacitación correspondiente, a fin de reforzar el conocimiento, las habilidades y la destreza del personal de urgencias; definir y establecer protocolos de atención debidamente entrenados; procurar el desarrollo de habilidades y destrezas en el personal de salud.
Eficiencia, que permitirá reducir los tiempos de espera para la atención; mejorar la percepción del usuario, garantizando la eficiencia y calidad del servicio; reducir la sobrecarga de los servicios de urgencia; un mejor resultado, mejor pronóstico y menos secuelas en los pacientes.
La optimización para aprovechar las fortalezas y capacidades y compensar carencias o debilidades; dar una atención coordinada para dar su destino a cada paciente. En urgencias calificadas, optimizar los recursos humanos e insumos que puedan necesitarse.
Afectividad: una atención oportuna garantiza una mejor percepción del servicio, se disminuye la ansiedad del paciente y la familia; mejora la relación médico- paciente y nuestro estado emocional durante la permanencia en el servicio.

Para alcanzar los objetivos mencionados, es fundamental recurrir a la clasificación de las prioridades en la atención:
Prioridad I: Paciente que presenta una situación evidente que amenaza la vida o la integridad de un órgano o extremidad si no se proporciona una atención médica inmediata. También se incluye en esta categoría el paciente con dolor extremo y pacientes con aspecto de gravedad o descompensación.
Prioridad II: Paciente con estabilidad respiratoria, hemodinámica y neurológica, con evidencia de enfermedad, con factores de riesgo identificados y cuyo problema, si bien en ese momento no tiene aspecto de gravedad, si representa riesgo de inestabilidad o complicación.
Prioridad III: Paciente con estabilidad respiratoria, hemodinámica y neurológica, con aspecto saludable y sin riesgo evidente de inestabilidad o complicación.

Un ejemplo del proceso de Triage en 9 puntos principales:

1- El paciente llega al servicio de urgencias

→El personal de seguridad orienta al paciente y familiar y los conduce al Área de Triage
→Si se requiere, se proporciona silla de ruedas o camilla.
→Informa al personal del área Triage y mantiene vigilancia en caso de situaciones masivas

2- El médico o la enfermera hace el Triage inicial: aspecto del paciente, signos vitales y estado de conciencia y define su “Prioridad de atención”
→Registra la hoja de Triage y establece contacto con el médico que continuará la atención

3- ¿Es una prioridad? El médico o la enfermera de Triage pasa inmediatamente al paciente al interior del servicio: sala de reanimación, observación o algún espacio disponible.
→Activa a todo el equipo de reanimación.
→Mantiene el contacto con los familiares.
→Envía al familiar, a la ventanilla de recepción para el ingreso administrativo.

4- Se lleva a cabo la atención avanzada, estabilización, medidas de soporte vital A, B, C, D
→Toma de muestras para estudio de laboratorio, gabinete, productos sanguíneos, etc.
→Se solicitan valoración integral especializada o multiespecializada.
→Se informa detalladamente a los familiares o autoridad responsable.

5- Continúa la atención y posteriormente se establece destino del paciente: quirófano, UCI, UCIC, hospitalización, traslado a otra unidad, etc.
→Si el paciente egresa de urgencias a otro servicio, se analiza el desempeño del equipo.

6- ¿Es prioridad II? El médico o enfermera de Triage, valora la disponibilidad de consultorio, cama de observación o algún otro espacio, para su atención (10 a 15 minutos).
→Pasa al paciente a consulta o valoración médica (Triage avanzado).
→Envía al familiar con la documentación , a la ventanilla de la recepción para el ingreso administrativo. Mantiene el contacto con los familiares.

7- Después de la atención y confirmación de prioridad.
→Se valora el ingreso a Observación para continuar estudio y tratamiento.
→De no ameritar ingreso, se establece tratamiento y refiere a primer nivel para su control.
→Si en la revaloración se define prioridad I -> Regresar al paso nro. 3

8- ¿Es prioridad III? De acuerdo a la disponibilidad de espacio, se mantiene en el área Triage o se solicita esperar turno en la sala de espera.
→El médico o enfermera del área de Triage mantiene el contacto.

9- Si se requiere, se hace una nueva valoración, para confirmar prioridad.
→De manera amable, se le explica que los pacientes nivel I y II tiene prioridad sobre el III.
→Si es posible, informar sobre el uso racional de los servicios de urgencias.

Esta metodología de recepción, clasificación y atención del paciente, deberá ser acompañada por un formulario, de fácil elaboración, claro a todo el personal.
Los resultados recogidos hasta el momento demuestran que ya en el corto plazo, si el método es llevado a cabo por personal debidamente preparado, no necesariamente médico, aporta importantes mejorías en la atención y la percepción de servicio por parte de los pacientes.

*fuente: Triage en la sala de urgencias- Dr. Arturo G. Reyes Flores, Director de Sistemas Hospitalarios. Secretaría de Salud de Tamaulipas, Servicio de urgencias.

 

About The Author

Emergency Live

Emergency Live es el único magacín multilingüe dedicado a los trabajadores de primeros auxilios y urgencias. Como tal, representa un canal privilegiado para informar de forma rápida y económica a un gran número de usuarios de interés para las empresas que operan en el sector. Por ejemplo, todas las empresas involucradas en mayor o menor medida en la preparación de vehículos especiales: desde productores de vehículos hasta empresas encargadas de su transformación, pasando por todos los proveedores de instrumentos de auxilio y rescate.

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*