Cupping, la terapia de alivio del dolor aplicada a la piel

Una piel de lunares: así es el efecto de las ventosas o cupping, una técnica muy antigua utilizada en la medicina tradicional china

Actualmente se utiliza como terapia analgésica y miorrelajante, mediante una acción de 'succión' sobre la piel disminuye la percepción del dolor y reduce el tono muscular.

Lo utilizan numerosos deportistas, sobre todo nadadores, que muestran marcas evidentes de ventosas en la piel.

Las ventosas pueden aliviar el dolor y la tensión muscular, pero es mejor que las apliquen especialistas.

¿Cómo funcionan las ventosas?

Consiste en la aplicación de copas de vidrio sobre la piel y la extracción del oxígeno de su interior por medio de una llama o succión con máquinas especiales.

Cuando se crea un vacío, la piel y la capa debajo se succionan, lo que atrae más sangre.

El aumento del flujo sanguíneo y el calor producido estimulan la relajación muscular y ayudan a aliviar el dolor.

El tratamiento dura unos minutos.

Además de las ventosas: Kinesiotaping y crosstaping, los otros métodos

El Kinesiotaping es un tipo especial de vendaje que utiliza un parche especial de algodón elástico que tiene una elasticidad predeterminada; se puede utilizar tanto en el campo ortopédico como neurológico.

El apósito se aplica sobre la piel, y dependiendo de su posición, dirección y la tensión que ejerza, puede estimular un músculo hipotónico o relajar uno sobrecargado.

El efecto se debe a la presencia de receptores nerviosos en la piel, que son capaces de comunicarse con los músculos subyacentes como resultado de estímulos externos que reciben un estímulo en relación con la tensión del parche.

El vendaje cruzado es otra técnica prestada de la medicina asiática e implica el uso de vendajes cruzados especiales no elásticos.

Su aplicación sobre puntos de acupuntura o puntos gatillo puede estimular o inhibir, según el punto de aplicación, el estímulo doloroso o el estado de contractura del músculo, pudiendo en algunos casos también reducir el edema y la hinchazón.

Este método se puede combinar con el kinesiotaping, cuyo efecto analgésico amplifica.

Incluso en estos casos, lo mejor es confiar en terapeutas experimentados para su aplicación.

Lea también:

 

Fuente:

Humanitas

Quizás te interese