Pacientes de emergencias: probando iniciativas de intercambio de datos en tierra para reducir costos

ER siempre están llenos de personas que sufren de enfermedad de salud crónica y son buscando ayuda. Pero muchas veces sucede que los pacientes se someten a pruebas que podrían evitarse, simplemente porque ya los hicieron ingresar a otra sala de emergencias cercana.

Dr. Arthur Sorrell a menudo ve personas que ingresan a la sala de emergencias de San Francisco con la pulsera de otro hospital. Pero no todo el mundo lo usa. Entonces, la sala de emergencias los trata de forma independiente, haciendo pruebas innecesarias, ya realizadas antes en el hospital anterior al que fueron.

Todo esto es una pérdida de tiempo y, para evitarlo, los hospitales deberían tener una forma más rápida de identificar a un paciente, entendiendo sus trastornos, qué medicamentos toma, qué pruebas ya le han hecho, etc.
Pero también hay casos en los que las personas que acuden a las salas de emergencias solo buscan comida, una cama caliente o alguien con quien hablar.

Incluso si el personal de emergencias sabe sobre visitas a otros hospitales, compartir información sobre el paciente es una lucha.
Sorrell dijo:

“Tengo que decirle al coordinador de mi unidad que llame al otro hospital y que les envíe por fax los registros”.

Esta realidad para los hospitales en el Condado de Alameda está a punto de cambiar, de todos modos.
Gracias a un sistema llamado PreManage ED, los hospitales podrán rastrear a todos sus pacientes de urgencias. Cuando un departamento de emergencias ingresa el nombre de un paciente en el sistema, recibe una alerta si ese paciente ha visitado otros hospitales. Si es así, el personal del departamento de emergencias puede ver información sobre el tratamiento reciente del paciente y averiguar si él o ella ya tiene un administrador de casos en otro lugar.

El sistema también puede beneficiar a muchos pacientes que terminan visitando múltiples hospitales. Si un paciente ya se sometió a una radiografía, tomografía computarizada u otra prueba en un hospital, por ejemplo, la base de datos compartida puede ayudar a garantizar que no se vuelva a hacer la misma prueba.

Desde que comenzó este programa MARZO de 31, Los hospitales Alta Bated y Highland han sabido que han compartido más de 2,000 pacientes.

De todos modos, compartir los datos de los pacientes sobre sus pruebas puede revelar un obstáculo entre los hospitales.
Dylan Roby, un profesor asistente de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Maryland afirma que si un hospital está dispuesto a compartir información con los competidores, depende de cómo se le pague.
Los hospitales que participan en redes de atención colaborativa que reciben montos mensuales por la atención al paciente también tienen un incentivo para compartir información.
Roby dijo:

"Pero no siempre es de interés financiero [de los hospitales] compartir datos sobre los pacientes".

De hecho, por cada visita individual de un paciente, reciben instalaciones que aún dependen del pago de honorarios por servicio, es decir, que pueden preferir llenar sus camas en lugar de colaborar con hospitales de la competencia.

PreManage ED cientos de hospitales en todo el país ya lo están utilizando y lo que distingue el esfuerzo del condado de Alameda es que también planea incluir clínicas de salud comunitarias y otras organizaciones de servicios sociales, por lo que también recibirán alertas de los hospitales cuando sus pacientes busquen atención de emergencia.

FUENTE

Los comentarios están cerrados.