Shanghai nublada por la contaminación. En alerta

0

Lo que se presenta ante los ojos de los ciudadanos de Shanghai parece el escenario de la película de terror «Silent Hill». Una capa de niebla densa y casi surrealista flota por las calles y, sobre todo, cielo de la megalópolis china. Lo que asusta a las autoridades chinas –y a muchos expertos en todo el mundo- es que esta niebla no sea otra cosa que contaminación.

Las partículas de PM 2,5 han alcanzado una concentración de 509 microgramos por metro cúbico, superando el límite de 500 en la escala Air Quality Index de la EPA. Las escuelas han sido cerradas para salvaguardar al menos la salud de los niños. Es lícito preguntarse si China puede continuar contaminando el medio ambiente de esta forma.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.