Tratamiento de la hipotermia: las pautas de la Wilderness Medicine Association

La hipotermia accidental se define como una caída no intencionada de la temperatura central a 35 ° C o menos. La hipotermia accidental causada por la exposición ambiental puede ocurrir durante cualquier estación, incluso en climas templados o tropicales.

Los ambientes fríos y húmedos presentan el mayor riesgo. La hipotermia accidental puede ocurrir en personas que participan en actividades recreativas y de trabajo al aire libre, incluidos los viajeros por la naturaleza. La hipotermia accidental ha sido una enfermedad de guerras y otros desastres a lo largo de la historia. Además de ocurrir en ambientes silvestres, la hipotermia está asociada con la falta de vivienda urbana y con el uso de alcohol y otras sustancias, incluidas las drogas recreativas y terapéuticas. Pero, ¿cuáles son los mejores consejos para tratar la hipotermia?

Tratamiento de la hipotermia: cuándo puede ocurrir

La hipotermia puede ocurrir durante la reanimación en situaciones de emergencia (hipotermia iatrogénica). La hipotermia puede acompañar a traumatismos, sepsis, enfermedades que disminuyen la tasa metabólica como estados hipoendocrinos y enfermedades que afectan la termorregulación como el cáncer o el accidente cerebrovascular. La hipotermia terapéutica, que se induce para la neuroprotección en pacientes con paro cardíaco que no recuperan el conocimiento después del retorno de la circulación espontánea, está fuera del alcance de esta revisión.
La hipotermia ocurre como resultado de la pérdida neta de calor del cuerpo. El calor se puede perder o ganar por conducción, convección y radiación y se puede perder por evaporación. La conducción es la transferencia directa de calor de objetos más calientes a más fríos que están en contacto entre sí. La convección es la transferencia de calor hacia o desde un gas o líquido que está en movimiento. La radiación es la transferencia de calor en forma de energía electromagnética entre 2 objetos que son visibles entre sí. La evaporación es la pérdida de calor al vaporizar el líquido, generalmente agua, en el sudor, en la piel o en la ropa, o por pérdidas insensibles de la piel o de la respiración.
El cuerpo humano intenta mantener una temperatura central de 37 ° C ± 0.5 ° C. El centro de control termorregulador en el hipotálamo recibe información de los receptores térmicos centrales y periféricos. La señal térmica integrada desencadena reflejos autónomos que controlan si se inician respuestas de enfriamiento, como vasodilatación o sudoración, o respuestas de calentamiento, como vasoconstricción o escalofríos.
El flujo sanguíneo periférico también está parcialmente regulado por la temperatura local de la piel. Los seres humanos se originaron en los trópicos con medios fisiológicos limitados para evitar desarrollar hipotermia. El ejercicio y los escalofríos pueden aumentar la tasa metabólica para prevenir la hipotermia si las reservas nutricionales y el aislamiento son adecuados, pero el beneficio puede verse limitado por las condiciones ambientales. La prevención de la hipotermia en humanos depende principalmente del comportamiento, especialmente el uso de ropa aislante y el uso de refugio.

Tratamiento de la hipotermia: principios básicos

Los principios básicos para recalentar a una víctima de hipotermia son conservar el calor que tiene y reemplazar el combustible corporal que están quemando para generar ese calor. Si una persona está temblando, tiene la capacidad de recalentarse a una velocidad de 2 grados C por hora. Pero existen diferentes niveles de hipotermia.

Cuando una persona está en hipotermia severa, puede mostrar todos los signos clínicos aceptados de muerte: frío, piel azul, pupilas fijas y dilatadas, pulso no discernible, respiración no discernible, estado comatoso y músculos rígidos. La Wilderness Medicine Association crea una pauta sencilla para saber qué hacer en diferentes situaciones de hipotermia:

ipotermia-gl

FUENTE

Los comentarios están cerrados.