Qué significa diplopía (o visión doble) y con qué enfermedades puede estar asociada

La visión doble, o diplopía, es un trastorno en el que se ven dos imágenes al mirar un objeto. Su base es un problema en la proyección de la imagen sobre la retina, que cae en un lugar diferente en un ojo que en el otro.

La diplopía monocular ocurre cuando el problema persiste aunque se cubra un ojo: este problema suele estar asociado con irregularidades en la superficie de la córnea o con problemas en la córnea o retina.

La diplopía binocular desaparece cuando se cubre un ojo.

Su causa más común es el estrabismo, pero puede estar asociado a un problema neurológico o muscular.

¿Qué enfermedades se pueden asociar con la diplopía?

Las enfermedades que pueden asociarse con la visión doble son las siguientes:

  • Ambliopía
  • Astigmatismo
  • Botulismo
  • Las cataratas
  • Dolor de cabeza
  • Queratocono
  • El desprendimiento de retina
  • Migraña
  • Carrera
  • El hipertiroidismo
  • miastenia gravis
  • Enfermedad de Graves Basedow
  • Policitemia vera
  • Rabia
  • Retinoblastoma
  • La retinopatía diabética
  • Esclerosis múltiple
  • Estrabismo
  • Úlcera corneal

Tenga en cuenta que esta no es una lista exhaustiva y que siempre es mejor consultar a su médico si los síntomas persisten.

¿Cuáles son los remedios para la visión doble?

El mejor remedio para la visión doble depende de su causa.

Puede ser necesario el uso de lentes correctivos, que se pueden combinar con terapia ortóptica para mejorar la situación con ejercicios específicos.

En casos más graves, puede ser necesaria una cirugía, por ejemplo, para reposicionar el globo ocular.

Con diplopía, ¿cuando ver a su médico?

Si la visión doble no es una alteración ocasional, es mejor consultar a su médico para identificar las causas subyacentes y el remedio más adecuado.

Lea también:

Ojo vago: ¿Cómo reconocer y tratar la ambliopía?

Acerca de la vista / miopía, estrabismo y 'ojo vago': primera visita a los 3 años para cuidar la vista de su hijo

Blefaroptosis: familiarización con la caída del párpado

Fuente:

Humanitas

Puede que también te guste