Ecocardiograma transesofágico: ¿en qué consiste?

El ecocardiograma transesofágico utiliza ultrasonido para visualizar y estudiar el corazón. Se puede realizar en niños, pero es necesaria la hospitalización ya que también se requiere anestesia.

¿Cuál es el propósito del ecocardiograma transesofágico?

El ecocardiograma transesofágico es un tipo especial de ecocardiograma que usa ultrasonido para visualizar y estudiar el corazón y las estructuras vasculares relacionadas.

Requiere la introducción de una sonda en el esófago y, por lo tanto, aprovecha la estrecha proximidad entre el corazón y el esófago en el tórax para una visualización más adecuada de las estructuras cardíacas.

DESFIBRILADORES DE EXCELENCIA EN EL MUNDO: VISITE EL STAND DE ZOLL EN LA EXPO DE EMERGENCIA

La ecocardiografía transesofágica en la edad pediátrica tiene aplicaciones en 4 campos principales:

  • Diagnóstico de cardiopatía congénita: cuando la calidad de las imágenes obtenidas mediante un examen ecocardiográfico "estándar" (que se realiza colocando la sonda en el tórax del paciente) no puede proporcionar toda la información necesaria para comprender la anatomía y el flujo sanguíneo en el corazón (hemodinámica cardíaca) o para planificar una intervención quirúrgica;
  • Diagnóstico perioperatorio: actualmente es el área de mayor uso, especialmente en niños más pequeños; en quirófano permite el seguimiento online en tiempo real del funcionamiento y la evaluación de los resultados de la corrección quirúrgica;
  • Cateterismo cardíaco: la técnica es útil para el seguimiento de procedimientos intervencionistas realizados mediante cateterismo cardíaco (dilataciones valvulares o cierre de comunicaciones dentro del corazón);
  • Seguimiento posquirúrgico de cardiopatías congénitas: cuando las imágenes obtenidas con la ecografía 'estándar' resultan insatisfactorias por la presencia de adherencias fibrosas o materiales protésicos, o incluso por la particular conformación del corazón tras determinadas intervenciones quirúrgicas cardíacas.

DESFIBRILADORES, PANTALLAS DE SEGUIMIENTO, DISPOSITIVOS DE COMPRESIÓN DEL PECHO: VISITE EL STAND DE PROGETTI EN LA EXPO DE EMERGENCIA

Cómo se realiza un ecocardiograma transesofágico

A diferencia de los pacientes adultos, donde el examen se puede realizar de forma ambulatoria con un pequeño anestésico, en los niños el examen generalmente requiere hospitalización porque es necesario un anestésico real.

Los niños necesitan anestesia para introducir un endoscopio a través de la boca hasta el esófago. Se coloca una sonda de ultrasonido al final del endoscopio, que se inserta en el esófago, cerca del corazón.

Un ecocardiograma transesofágico suele tardar una hora en realizarse.

DESFIBRILADORES, VISITE EL STAND DEL EMD112 EN LA EXPO DE EMERGENCIA

Puede haber consecuencias provocadas por el ecocardiograma transesofágico.

El ecocardiograma transesofágico es un examen semi-invasivo porque consiste en introducir una sonda en la cavidad esofágica, pero con muy bajo riesgo de complicaciones.

El examen no requiere ninguna preparación especial del paciente y solo está contraindicado en determinadas condiciones, como malformaciones (operadas o no) del esófago o en casos de sangrado del esófago o del estómago.

Lea también:

Insuficiencia cardíaca e inteligencia artificial: algoritmo de autoaprendizaje para detectar signos invisibles al ECG

Insuficiencia cardíaca: síntomas y posibles tratamientos

¿Qué es la insuficiencia cardíaca y cómo se puede reconocer?

Fuente:

el niño Jesús

Puede que también te guste