Agentes antiplaquetarios: nombres comerciales, efectos secundarios

Los fármacos antiplaquetarios (también llamados antiplaquetarios o medicamentos antiplaquetarios) son un grupo de fármacos capaces de interactuar negativamente con la función de agregación plaquetaria, evitando así la formación de trombos y émbolos de origen trombótico.

Por lo tanto, estos fármacos son útiles en pacientes que tienen un alto riesgo de trombosis y embolia, eventos que podrían conducir a fenómenos isquémicos peligrosos como el infarto de miocardio.

¿Trombolíticos, anticoagulantes o antiagregantes?

Se utilizan trombolíticos (estreptoquinasa, uroquinasa…) en todas aquellas condiciones en las que el trombo ya se ha formado, mientras que se administran antiagregantes plaquetarios (Aspirina, Plavix…) y anticoagulantes (heparina, dicumarol…) para prevenir la formación de nuevos trombos.

Mecanismo de los fármacos antiplaquetarios

Los fármacos antiplaquetarios actúan interfiriendo en el funcionamiento de las plaquetas (también llamadas trombocitos), es decir, aquellos elementos sanguíneos implicados en los mecanismos de coagulación de la sangre (hemostasia).

Actúan a través de tres mecanismos.

  • interacción con receptores plaquetarios para sustancias producidas fuera de las plaquetas, como colágeno, trombina, ciertas prostaciclinas y catecolaminas;
  • interacción con receptores plaquetarios para sustancias producidas dentro de las plaquetas como ADP, serotonina y prostaglandinas D2 y E2;
  • interacción con los receptores de plaquetas para sustancias producidas dentro de las plaquetas, como tromboxano A2, cAMP, cGMP e iones de calcio.

Principales fármacos antiplaquetarios

Las drogas más utilizadas son:

  • clopidogrel (nombre comercial Plavix);
  • ácido acetilsalicílico (medicamento antiinflamatorio no esteroideo, AINE, nombre comercial Aspirina);
  • dipiridamol (nombre comercial Persantin);
  • cilostazol (nombre comercial Pletal);
  • ticlopidina (nombre comercial Klodin, Aplaket, Fluxidin).

Además, los siguientes fármacos están indicados para uso intravenoso en procedimientos de angioplastia coronaria y luego, durante los doce meses siguientes al procedimiento, administrados por vía oral, es decir, por vía oral (solo en el caso de prasugrel y ticagrelor)

  • abciximab
  • integrelina (eptifibatida)
  • tirofiban
  • sobrecalentado
  • ticagrelor

La dosis de aspirina aprobada por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) es de 325 mg/día.

A estas dosis, la aspirina inhibe la producción de tromboxano A2 mediante la inhibición irreversible de la ciclooxigenasa-1 plaquetaria.

Esta inhibición ocurre por la transferencia del grupo acetilo del ácido acetilsalicílico a la ciclooxigenasa.

Por el contrario, el clopidogrel y el ticlodipino actúan inhibiendo la reacción desencadenada por la unión del receptor de ADP.

El dipiridamol (un vasodilatador) inhibe la captación de adenosina y la actividad de la fosfodiesterasa cGMP.

El cilostazol inhibe las fosfodiesterasas y posee una actividad vasodilatadora similar a la del dipiridamol.

Ambos medicamentos poseen efectos adversos tales como:

  • náusea
  • dispepsia
  • diarrea
  • sangría
  • leucopenia

Indicaciones terapeuticas

Abciximab está aprobado para su uso durante la intervención coronaria percutánea en síndromes coronarios agudos.

La aspirina a dosis de 325 mg se utiliza en prevención secundaria en sujetos con antecedentes de accidentes vasculares.

El clopidogrel y el ticlodipino se utilizan principalmente en unidades coronarias en pacientes con infarto agudo de miocardio y angina inestable.

El dipiridamol se puede combinar con aspirina para la prevención de eventos vasculares secundarios.

El cilostazol, por otro lado, está aprobado en el tratamiento de la claudicación intermitente.

Efectos secundarios, contraindicaciones y precauciones en relación con los fármacos antiplaquetarios

Los medicamentos antiplaquetarios prolongan el tiempo de sangrado que puede ocurrir después de un trauma o lesión.

En pacientes en tratamiento antiagregante plaquetario es común observar hematomas desproporcionados a la intensidad del traumatismo, así como es común ver incluso pequeñas heridas sangrar por mucho tiempo.

El ácido acetilsalicílico puede causar o empeorar gastritis o úlceras gástricas sangrantes o exacerbar sus síntomas: está contraindicado en casos de colitis ulcerosa, úlcera gastroduodenal y gastritis hemorrágica.

Cualquier persona que se haya sometido recientemente a una cirugía, o que tenga un alto riesgo de hemorragia, debe evitar tomar antiagregantes plaquetarios.

Tomar anticoagulantes y antiplaquetarios al mismo tiempo no es imposible, pero debe hacerse en casos seleccionados y ÚNICAMENTE BAJO ESTRICTO CONTROL MÉDICO, ya que aumentan sinérgicamente su potencial efecto.

SIEMPRE es importante informar a su médico sobre cualquier tratamiento con medicamentos antiplaquetarios que esté tomando.

Lea también:

Emergency Live Aún más… Live: Descargue la nueva aplicación gratuita de su periódico para IOS y Android

Cromogranina A: prueba de laboratorio para el diagnóstico y/o seguimiento de tumores neuroendocrinos

Angioplastia carotídea y stent: ¿de qué hablamos?

Angioplastia coronaria, ¿qué hacer en el posoperatorio?

Pacientes cardíacos y calor: el consejo del cardiólogo para un verano seguro

Rescatistas de EMS de EE. UU. Serán asistidos por pediatras a través de la realidad virtual (VR)

Angioplastia coronaria, ¿cómo se realiza el procedimiento?

Angioplastia Y Stent De Miembros Inferiores: Qué Es, Cómo Se Realiza Y Qué Resultados Tiene

Fármacos antiplaquetarios: descripción general de su utilidad

Fuente:

Medicina en línea

Quizás te interese